Descripcion

Desvirgué a la hermosa novia que tengo y le dejé la conchita chorreando de jugo.

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars 1 votos
Cargando...
187

La minita con la que estoy saliendo es una pendeja no muy interesante salvo por el hecho de que hasta hoy era virgen. Cuando me enteré de eso al toque me dieron ganas de ser el primer flaco que se la empomara así que hice todo lo posible porque me diera bola de una vez. Hoy por fin llegó el día en que la perrita en celo me entregó la conchita después de haberla remado en dulce de leche de tantas veces que intenté convencerla de que ya había legado el momento de hacer lo nuestro. Antes de meterle la pija la fui preparando para que la zorrita no se horrorizara cuando me la empomara como loco hasta llenarla de crema.